Prevenir en lugar de curar

Hoy INFOBAE dice que el gobierno pone en marcha el debate sobre el régimen penal juvenil. Y yo no puedo no ver y escuchar esto mil veces, yo que se.

 

 

Y la Salud pública?

Una nota de Ámbito, sobre salud…y un poco de humor de humor12…

recorte_en_salud

“La cobertura universal de salud es la privatización del sistema argentino”

Daniel Gollan, exmininistro de Salud

Daniel Gollan, exmininistro de Salud

Tras una semana convulsionada en el Ministerio de Salud por denuncias acerca de la falta de medicamentos esenciales para el tratamiento y control de enfermedades como la tuberculosis, sumado a la renuncia del viceministro Néstor Pérez Baliño (reveló que renunció a su cargo porque se estaba trabajando en una reestructuración), el extitular de esa cartera, Daniel Gollan, criticó la gestión del Ministerio y dijo que la única propuesta fue la Cobertura Universal de Salud a la que consideró como “la privatización del sistema argentino”.

“La única propuesta es esta famosa cobertura universal que es la privatización del sistema de salud argentino”, destacó Gollan en declaraciones al programa “Mañana Sylvestre”, que se emite por Radio 10.

Cabe recordar que el plan que crea la Cobertura Universal de Salud, a partir de la cual unos 15 millones de personas que se atienden en los hospitales públicos obtienen una credencial, con una historia clínica unificada y que empezó a saldar una histórica deuda con las obras sociales fue anunciado por el presidente Mauricio Macri en agosto de 2016.

En ese marco, apuntó contra la gestión del ministro de Salud Jorge Lemus y dijo que se trata de “la peor de la historia” ya que hubo “un retiro absoluto de los programas de salud de los territorios” y “no se ejecutó el presupuesto”.

“Es falso que la salud sea responsabilidad de las provincias. Es una sola para todo el país. Todos los programas nacionales van a ir desapareciendo”, remató el exfuncionario.

Voto femenino

El 23 de septiembre, Perón y su ministro Ángel Borlenghi firmaron el decreto de promulgación; cuatro años más tarde, las mujeres votaban por primera vez.

Mujeres de mi patria: recibo en este instante de manos del gobierno de la Nación la ley que consagra nuestros derechos cívicos. Y la recibo entre vosotras con la certeza de que lo hago en nombre y representación de todas las mujeres argentinas, sintiendo jubilosamente que me tiemblan las manos al contacto del laurel que proclama la victoria. Aquí está, hermanas mías, resumida en la letra apretada de pocos artículos, una historia larga de luchas, tropiezos y esperanzas. Por eso hay en ella crispación de indignación, sombra de ataques amenazadores pero también alegre despertar de auroras triunfales. Y eso último se traduce en la victoria de la mujer sobre las incomprensiones, las negaciones y los intereses creados de las castas repudiadas por nuestro despertar nacional.

Eva Perón

Abel dice que:

Actualizando Scioli

scioli-y-bossio

Leo en La Política Online: “Bossio abandonó la cumbre peronista porque apareció Scioli. El ex titular de Anses se fue junto a un hombre de Urtubey“. Había tocado recién en el blog estos temas de coyuntura: El Scioli que vuelve y La renovación peronista, 2.0. Pero vivimos tiempos muy coyunturales, y uno se tienta.

Aclaro algunos datos: como señalé en ese posteo, el acto del NH no era una “cumbre peronista”. Fue un acto para recordar el triunfo de Cafiero en 1987 en Buenos Aires, y lanzar una consigna “la 2° Renovación”, con la que quieren idenficarse ex kirchneristas con inserción mediática. El poder territorial que ahí se manifestaba era el de la Tercera Sección bonaerense (que no es moco ´e pavo, por cierto), y algún apoyo sindical (¿estuvo Pignanelli, de SMATA? Tengo versiones contradictorias).

Lo que sí me pudo informar un dirigente de mi agrupación que nos representaba en el acto, es que DOS se sentó, modestamente, entre el público, y ahí permaneció hasta el final. Desde el estrado no se lo invitó a subir, ni se lo mencionó (También mencioné en el correspondiente posteo que la dirigencia más joven de la provincia lo quiere jubilar). Pero… los periodistas presentes le dieron mucha más bola que a los oradores.

Como sea, trato de salir de la anécdota: Desde hace tiempo insisto en algo que me parece obvio: la polarización (imperfecta) que se manifestará en la sociedad será a favor o en contra de la experiencia macrista. Es cierto que hay un sentimiento anti kirchnerista -en particular contra los últimos años de la gestión de CFK, que se manifiesta especialmente entre sus ex funcionarios (su política de personal tal vez no fue la más acertada). Pero dudo que esa vaya a ser la línea de fractura para los argentinos de a pie. Y me resulta imposible creer que se pueden juntar muchos votos tomando distancia pública de Scioli.