Zombies ideológicos.

Zombies

Zombies

La clase media es la que más putea al kirchnerismo. Por ahí preferirían seguir puteando neoliberales siendo clase baja. Uno nunca sabe. Para mi son zombies ideológicos.

Y ahora un poco mas en serio, algo sobre la nueva clase media:

Un artículo publicado por Clarín, en el que se analiza la relación entre la clase media y el kirchnernismo, sostiene que durante la última década se ha vuelto a consolidar en nuestro país este segmento social “tan heterogéneo”, en el que convive el 48% de la población.

Una investigación del periodista Marcelo Larraquy titulada “Kirchnerismo y clase media: amor o guerra” analiza el comportamiento de los grupos sociales identificados en la pirámide social como C2 y C3 con el gobierno nacional, en base a un índice de “confianzas del consumidor” y “en el gobierno”, elaborado por la Consultora W.

Guillermo Oliveto, titular de la consultora que analizó la relación sobre datos obtenidos de la Universidad Di Tella, explica que “el kirchnerismo volvió a colocar en la clase media a gente que había caído en el 2001. (Néstor) Kirchner entendió que había que seducirla y eso le redundó en rédito político. Le dio sensación de gobernabilidad, poder de compra, la posibilidad de comprar dólares, y además subsidió la energía y el transporte. Transformó el empleo como factor de poder adquisitivo. El consumo como validador de pertenencia. Incluso le dio la posibilidad de ahorrar en plazo fijo -que rendía cuando había baja inflación-, pero en general quitó el incentivo al ahorro por el consumo”.

Para el director de la consultora W, la clase media argentina está conformada por el 48 por ciento de la población, sumando a la clase media alta (C2, 17%) y la clase media típica (C3, 31%).

Estos números coinciden con los publicados hace dos años por el Banco Central de la República Argentina (BCRA), que a fines de 2012 presentó el ‘Informe Macroeconómico y de Política Monetaria’, en el que la clase media representaba el 46,9 por ciento de la población urbana, frente a 41,7 % de fines de 2003.

En igual sentido se pronunció el Banco Mundial (BM), cuando también en 2012, reconoció a la Argentina como el país de la región donde más se expandió la clase media durante la última década.

El trabajo, presentado por el presidente del BM, Jim Yong Kim, y el economista jefe para América Latina, Augusto de la Torre, sostiene que en Argentina el número de habitantes comprendidos dentro de la clase media aumentó entre 2003 y 2009, de 9,3 millones a 18,6 millones.

Ese aumento de más de 9,3 millones representa un 22,6 por ciento de la población total de Argentina y es el mayor porcentaje de crecimiento de la clase media en toda la región durante la última década.

Estos datos revelan que el kirchnerismo no sólo produjo el movimiento de movilidad social ascendente más importante de las últimas décadas, sino que además logró, durante los últimos años, mantener en su lugar a quienes subieron algún escalón en la pirámide social.

Fuente: Política Digital. 

Anuncios

¿Vos lo sabías? Yo no

Quinquela Martín

Quinquela Martín

Si me leen saben que lejos estoy de decir que TODO esta bien ni cosa parecida, pero ya que se viene un paro moyanistico y bla me parecio piola compartiles esto que leí acá.

El informe de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) sobre “Trabajo Decente y Juventud en América Latina” destacó hoy “las leyes, los elevados niveles educativos y los programas de empleo para mejorar las condiciones laborales” de ese sector, en particular “la iniciativa `Jóvenes con Más y Mejor Trabajo` desarrollada por la Argentina”.

El estudio del organismo laboral tripartito, con sede en la ciudad suiza de Ginebra, señaló que en la Argentina “se sancionaron leyes y ejecutaron programas de empleo para mejorar las condiciones y el acceso juvenil al mercado del trabajo”.

Del mismo modo, sostuvo que 414.435 jóvenes participaron en los cursos de “Orientación e Introducción al Mundo del Trabajo”; otros 351.222 regresaron a la escuela; 156.766 realizaron cursos de apoyo para la búsqueda de empleo; 68.078 participaron en programas de formación profesional y 64.918 hicieron prácticas laborales.

“Unos 13.300 jóvenes recibieron asistencia técnica y/o financiera para realizar su proyecto productivo; el 34,5 por ciento que ingresó al programa se insertó en empleos registrados y, las posibilidades de acceso al trabajo de aquellos cubiertos por la iniciativa, duplicó la de quienes no participaron”, aseguró.

“En el campo de la protección social, se diseñaron e implementaron programas para jóvenes con problemas de empleo y de transferencias monetarias condicionadas para respaldar la inserción y retención escolar. Respecto de la administración del trabajo, se reforzaron los servicios públicos de empleo, en muchos casos adaptándolos a la población joven. Es el caso de Argentina, Costa Rica, Honduras, Paraguay, Perú y Uruguay”, puntualizó.

El informe del organismo mundial -cuya Conferencia Internacional (CIT) comenzará hacia fines de mayo en Ginebra y concluirá el 14 de junio- sostuvo que “el `Programa Jóvenes con Más y Mejor Trabajo` desarrolló políticas de empleo que incluyeron iniciativas que procuran crear oportunidades para el sector y para los desempleados de extensa duración y con reducidas calificaciones”.

El informe subrayó que, para los jóvenes, se creó el `Programa Jóvenes con Más y Mejor Trabajo` para incentivar a los beneficiarios a desarrollar sus aspiraciones vocacionales o profesionales, en tanto concluyen sus estudios obligatorios u otras actividades relacionadas con las calificaciones.

“El proyecto proporciona una transferencia monetaria mensual, además de acceso a una amplia gama de servicios, incluidos la orientación laboral y el apoyo a la búsqueda de empleo”, añadió.

El informe enfatizó que en “el ámbito de las políticas de la administración del trabajo se reforzaron los servicios públicos de empleo, en muchos casos adaptándolos a los jóvenes, como en la Argentina, Costa Rica, Honduras, Perú y Uruguay”, por ejemplo.

También reflejó los logros en la Argentina del `Programa Jóvenes con Más y Mejor Trabajo` desde 2008, como “la creación de Aéreas de Empleo Joven en las Oficinas de Empleo Municipales y en las 24 jurisdicciones nacionales y la financiación de más de 1.500 autores para asistirlos y acompañarlos en actividades afines”.

El estudio de la OIT destacó también, sobre la base de datos de la UNESCO, que la Argentina alcanzó una tasa de matriculación en educación primaria superior al 98 por ciento, en tanto para la secundaria ascendió al 81 y, en ambos casos, lidera la matriculación en comparación con todos los países de la región.

También logró reducir la deserción en el ciclo secundario entre los jóvenes de 15 a 19 años, a tal punto que desde una tasa superior al 15 por ciento en 2006 se llegó al 14 en 2011.

Sobre la educación terciaria, el informe de la OIT resaltó que “el elevado grado de matriculación -75 por ciento, que lidera junto con Venezuela y Cuba-, permitió observar que en la mayoría de las naciones del área se registró una guarismo inferior al 43 por ciento, también caracterizado por una gran heterogeneidad entre países, por lo que en 2011 en ciertas sociedades como Argentina, Cuba y Venezuela superó el 70 por ciento”

 

Fuente: Enorsai